Ángel Gabilondo, candidato socialista a la presidencia de la Comunidad de Madrid, y José Manuel Franco, secretario general del PSOE madrileño, participaron ayer en el acto de presentación de la candidata Lydia Martínez Mora a la alcaldía de Tres Cantos. Ambos resaltaron la valía y la valentía de nuestra portavoz, hablaron de los problemas que tiene Tres Cantos e invitaron a todas las personas con ideas progresistas a sumarse al proyecto común del PSOE, único partido capaz de garantizar el Estado de Bienestar que tanto esfuerzo costó construir.

Las primeras palabras de Franco, quien subió al escenario después que Lydia y antes que Gabilondo, fueron para los vecinos y representantes de colectivos locales presentes en el centro cultural Adolfo Suárez: «Es importante que colaboréis, participéis en el gran proyecto que es mejorar la ciudad, somos un partido que sabe abrirse a propuestas que puedan mejorar la vida de los vecinos. Estamos dispuestos a escuchar, a veces no podemos ejecutar lo que nos proponen, pero al menos tenéis que exigir que os escuchen. Los políticos tenemos la obligación de hacerlo».

Luego tuvo también palabras de reconocimiento para la candidata tricantina: «Conocí a Lydia siendo portavoz de Transporte en la Asamblea de Madrid, cuando con Verónica (Gómez) me trajeron un problema de Tres Cantos. No hemos conseguido todavía solucionar aquel problema, pero algo hemos avanzado, y ese trabajo oscuro, esa política que no se ve, pero que intenta aportar mejoras para la vida de los ciudadanos, es la que queremos».

  • Facebook
  • Twitter

«Estoy convencido que serás la próxima alcaldesa de Tres Cantos, porque la ciudad necesita personas que vivan el día a día, que conozcan de cerca los problemas. Tendréis todo el apoyo desde la Comunidad de Madrid», manifestó.

Franco destacó también logros concretos del gobierno de Pedro Sánchez, como la revalorización de las pensiones de acuerdo al IPC o la subida del Salario Mínimo Interprofesional, y los que quedaron en el tintero, como el plan de empleo para jóvenes por objetivos y cuantificable y un plan de vivienda pública en alquiler para más de 20 mil jóvenes. «La agenda social del gobierno es la apuesta clara por las conquistas sociales, por el Estado de Bienestar que, si no lo garantizamos los socialistas, no lo hará nadie», expresó.

Para terminar, pidió el voto crítico y  exigente de gente socialista, pero también de gente progresista que, aunque no comulgue al 100% con las ideas del PSOE, esté comprometida con la agenda social.

Con nombre de mujer
Ángel Gabilondo fue el encargado de cerrar el acto y lo hizo fiel a su estilo, con el tono didáctico y lleno de metáforas y sutil ironía que le caracteriza. La ausencia de nombre del teatro que acogió la presentación hilvanó su relato, aprovechando la víspera del 8M para soñar con que este recinto tenga algún día nombre de mujer. «Estos días me gusta pensar que estamos recordando a tantas mujeres sin nombre, reviviendo a tantas mujeres que nos han alumbrado, silenciosas, no solo calladas sino acalladas. Porque no todos hemos sido madres, pero sí todos somos hijos», arrancó su intervención.

«Suscribo e inscribo todo lo que hasta aquí se ha señalado. Empieza un tiempo muy distinto y, quien no se ha enterado de esto, no se ha enterado de nada. Nuestro compromiso es con nombre de mujer y ese nombre en Tres Cantos es Lydia», dijo. «Puedo hablar de lo que significa que alguien dedique un tiempo de su vida a pensar en la comunidad, en hacer algo por ella, en defender derechos y libertades, en crear mejores condiciones de vida para los otros. Esto merece mucho reconocimiento. Yo te quiero agradecer Lydia tu insensatez, perdón tu sensatez, para poner tu tiempo al servicio de tus convecinos y convecinas».

Gabilondo recordó también su época de docente en la cercana Universidad Autónoma, cuando Tres Cantos nació como municipio independiente. «He visto echar a andar a este niño, lo he visto dar cada paso hacerse mayor y lo he visto siempre como auspiciado por la voluntad de una universidad, de no estar aislado. Algo huele a universidad en esta zona, ya solo por la cantidad de gente que vive aquí y que estudia o trabaja en ella», contó.

El candidato socialista ironizó sobre la presencia de un partido de izquierda y progresista en un municipio con una buena situación económica y con no demasiados problemas. «En lugares donde la renta es aceptable, uno podría pensar qué tienen que hacer aquí los socialistas, no vengan a enredar, por eso les agradezco a los compañeros su valentía. Pero hay algo que no sale en ningún programa electoral y es la gran soledad que hay en muchísimos ámbitos, grandes ciudades y poblaciones de Madrid. La invisibilidad de esa soledad, de muchísima gente que se encuentra desamparada y vulnerable para abordar los desafíos que se le presentan. No estamos a favor de la dependencia sino de la autonomía, lo que significa trabajar por la autonomía de las personas con dependencias especiales. La justicia, las políticas públicas, las políticas sociales combaten directa y explícitamente la soledad de aquellos que se sienten en su propia individualidad vulnerables, indefensos e incapaces de afrontar sus propios problemas. Ante estas situaciones, están quienes se juntan a llorar, quienes se quejan en el muro de las lamentaciones, o los equidistantes, quienes dicen que esto no hay quien lo arregle, importamos muy poco, la política no vale para nada… Y luego están los socialistas, que dicen no señor, no me resigno, no claudico, no estoy dispuesto a aceptar esta situación, sino dispuesto a luchar, a dejar mi vida, mi tiempo para lograr mejores condiciones de vida para los demás».

  • Facebook
  • Twitter

Gabilondo quiso dejar claro a los socialistas de Tres Cantos que no estarán solos en su proyecto, que estamos juntos en un proyecto de Comunidad y de país y que hay muchos vecinos y vecinas que se inscriben en ese proyecto para luchar juntos. Como muestra, detalló los principales problemas que, señaló, «le habían contado» que tiene la ciudad. «Me han dicho que la accesibilidad no alcanza a todos, que esta carretera se pone muy complicada por la mañana, que tal vez a los vecinos, si tienen alguna urgencia, les gustaría tener un centro más cercano que La Paz…»

«Quiero que sepas Lydia que no estás sola. El proyecto del PSOE en Madrid, y del PSOE de España es el mismo proyecto común con el de aquí, que nos necesitamos. Aquí no hay un PSOE de Tres Cantos y otro de la Comunidad sino un solo partido con un proyecto común. No me interesa ningún alcalde o alcaldesa cuyo único horizonte de vida sea su propio municipio. Porque se empieza por mirar su propio municipio y se acaba mirando solo a tu barrio, luego solo a tu casa y a tu plato. La única manera de ver bien tu plato es tomando la mirada adecuada que es la del común, la de España», finalizó antes de retomar su relato inicial y volver a desear que Tres Cantos tenga nombre de mujer.