Un día antes de la celebración del pleno de marzo de Tres Cantos nos llegó la noticia de que el Ayuntamiento había cedido a la Iglesia Católica una parcela en la zona de ARNTC.

Más allá de que el gobierno del Partido Popular, una vez más, muestra su total desprecio a la transparencia y el consenso con el resto de grupos políticos, porque toma la decisión de manera unilateral y la comunica cuando ya está resuelta, desde el Grupo Municipal Socialista creemos que la Iglesia debería pagar por los terrenos en los que construye sus templos.

Así lo manifestó nuestra portavoz Lydia Martínez, en una entrevista con Onda Cero. «El gobierno local debería plantear un plan de usos de las parcelas municipales que tiene en el Nuevo Tres Cantos, ponerles nombre y apellidos y decidir entre toda la corporación las prioridades de uso de estas parcelas», aseguró.

Martínez abogó por afrontar primero obligaciones más esenciales que tiene el Ayuntamiento, como cuestiones culturales ya que, por ejemplo, “el teatro se está quedando pequeño” o la necesidad de nuevos centros cívicos. “Hay otras opciones primeras que hacer y que entendemos que como ayuntamiento tenemos que darlas”, afirmó.

“Entendemos que es mucho dinero ceder una parcela valorada en 3,3 millones de euros por 75 años, cuando ya hay dos iglesias que dan respuesta a las necesidades de los vecinos. No es el momento de hablar ahora mismo de ese tipo de cesiones”, concluyó.