• Facebook
  • Twitter
 La situación en la que nos encontramos tras las elecciones del pasado 20 de diciembre nos ha dejado un sabor agridulce prácticamente a todos. Pero más amargo es el sabor que nos están dejando los primeros acercamientos a posibles pactos, alianzas o acuerdos de gobernabilidad. Las declaraciones que se suceden desde todos los ángulos son desoladoras para la ciudadanía. Y todo ello sin olvidar la alargada sombra de unos nuevos comicios para marzo.

En mi opinión el PSOE debe gobernar. Es nuestra obligación intentar un acuerdo con PODEMOS, aunque sea difícil, muy difícil, pero es nuestra responsabilidad, como primer partido de izquierdas, tratar de conseguirlo.

Es urgente revertir los recortes en sanidad, educación, dependencia, derechos sociales, libertad de expresión, reforma laboral, etc. Son dramas humanos con nombre y apellidos. Os ilustraré con ejemplos reales:

Sanidad: Pilar tiene un quiste en el abdomen, no se sabe si es maligno o no, le dan cita para realizar una resonancia ¡dentro de un año! ¿De verdad no se puede ofrecer un servicio rápido y eficiente? Nos siguen engañando con la manipulación de las listas de espera y la externalización de servicios que antes se realizaban desde los propios centros hospitalarios. ¿Hay algo más fundamental que sentirse atendido adecuadamente cuando te falla la salud?

Educación: Cristina no ha podido acceder este año a la universidad pública. Había tan pocas plazas en la facultad donde quería matricularse que la nota de corte era de un 7,50. Pero si sus padres hubieran tenido dinero para pagar una privada (de 7.000€ en adelante), le hubiera valido el 5, el 6 y el 7 para cursar la carrera deseada.

Dependencia: No sé qué va a hacer Beatriz con su querido Nacho, discapacitado físico y psíquico y al que dedica todo su tiempo sin apoyo ni ayudas ni esperanza de conseguirlas.

Tampoco cómo se va a enfrentar la familia Gómez a la atención de los abuelos sumidos en el temido alzhéimer. Simplemente no hay derecho a que esto ocurra.

Vivienda: María y Javier miran atónitos al dueño de un apartamento que rechaza alquilárselo porque entre ambos no llegan a ganar 1.500€ al mes, ¡y eso que los dos trabajan! ¿Dónde fueron a parar las ayudas a jóvenes?

Estos ejemplos son el paradigma de lo que nos espera con cuatro años más de gobierno de derechas en España. Debemos ser valientes y arriesgar. Y hay que estar dispuestos a pactar y cruzar alguna de las líneas rojas. Y mi partido debe tener claro que su línea roja fundamental es el lograr que se realicen políticas de izquierda, blindar sanidad y educación pública, derogar la reforma laboral y la ley mordaza.

Si para PODEMOS sus líneas rojas son vetar a Pedro Sánchez como futuro presidente y que haya un referéndum independentista en Cataluña, allá ellos. Espero que no cometan la irresponsabilidad de bloquear un gobierno de izquierdas por su interés electoral Serían los únicos responsables de cuatro años más de gobierno de Rajoy o de repetición de elecciones.

Vicente López López

Concejal del Grupo Municipal

Socialista de Tres Cantos