En el pleno ordinario de octubre, los grupos municipales de PSOE Y Ganemos 3 Cantos mostramos nuestro rechazo a la modificación de parcelas propuesta por el Partido Popular y Ciudadanos para la construcción del cuarto Instituto Público de Enseñanza Secundaria en Tres Cantos, al tiempo que mostrábamos nuestras dudas ante las explicaciones dadas por dichos grupos. Y ello por varias razones que los socialistas queremos explicar a los vecinos en aras de la defensa de los intereses de todos, más allá de los posibles intereses particulares de algunos.

Para empezar, queremos aclarar que ya en el año 2000 la entonces coalición de gobierno municipal Partido Popular-Tres Cantos Unido llevó a cabo hasta once modificaciones del Plan General de Ordenación Urbana que tuvieron como resultado la pérdida de más de 25.000 metros cuadrados cuadrados de suelo destinados a equipamientos educativos en Tres Cantos. Pero no sólo eso, se da la circunstancia que el entonces Concejal de Urbanismo era el señor Díaz Guerra, hoy en las filas de Ciudadanos, que fue el responsable de entregar a la educación privada-concertada la última parcela educativa existente en aquellos momentos de 26.000 metros cuadrados en unas condiciones muy favorables, 15,97 euros por metro cuadrado irrisorio a todas luces. Una parcela lo suficientemente grande para albergar en la misma un centro de Enseñanza Primaria y otro de Secundaria, los dos públicos como estaba previsto. Es decir, aquella parcela ya tenía de antemano un destinatario claro, como así ocurrió: la educación privada religiosa, por la que viene apostando tanto Partido Popular como Ciudadanos, pasando el terreno a ser propiedad del Colegio Nuestra Señora de la Merced. Como dato a añadir, para que los vecinos sepan de qué estamos hablando, en aquel gobierno municipal del Partido Popular estaba y votó a favor de dicha concesión la hoy Portavoz de Ciudadanos, Araceli Gómez.

Hablemos claro, y así nos entenderemos mejor, más allá de las “ideas preconcebidas” que se nos intentan endosar a los socialistas. Porque si alguna idea clara tenemos es la defensa a ultranza de la enseñanza pública, como de la sanidad pública o los servicios públicos. Respetamos lo que otros puedan pensar, están en su derecho, pero cada cosa en su sitio.

Años más tarde, y siguiendo con el tema de la enseñanza, en 2010 el gobierno municipal con mayoría absoluta del Partido Popular, con el señor José Folgado como alcalde y con el señor Jesús Moreno como concejal de Urbanismo, se adjudicó otra parcela de más de 14.500 metros cuadrados para la construcción de un nuevo centro para la enseñanza de infantil, primaria y secundaria, que fue a parar, una vez más, a un colegio privado-concertado conocido como Humanitas, a través de un concurso para la concesión de uso privativo por 20.000 euros anuales y cuatro años de carencia, unas condiciones muy favorables siguiendo la estela del colegio religioso. Se da la circunstancia que, una vez más, la entonces portavoz de APTC, Araceli Gómez, estuvo de acuerdo con esa decisión…

En el Pleno municipal del mes de noviembre del año 2012 se aprobó que la parcela RGE.4B, situada en la Avenida de España del sector Nuevo Tres Cantos se utilizara para la construcción del décimo Colegio Público y del cuarto Instituto de Educación Secundaria. Pero mire usted por dónde, ahora resulta que el Pleno del mes de octubre de 2015, el Partido Popular con el apoyo de Ciudadanos, Juan Andres Diaz Guerra y Araceli Gómez, una vez más, aprueban una propuesta para la desafectación de una parcela para construir un Instituto Público en lugar de hacerlo en la parcela RGE.4B, como estaba previsto, que se queda sin proyecto.

Ante esta situación es natural, y los lectores podrán comprenderlo, que al Partido Socialista de Tres Cantos le asalten las dudas, ya que no comprendemos lo que está sucediendo, y en base a ello hemos preguntado ¿qué va a pasar con la parcela RGE.4B dónde estaba previsto las construcciones educativas públicas?. Una pregunta que no obtuvo respuesta. ¿No lo saben, o no quieren decirlo? ¿Esperarán a presentar los hechos consumados y consensuados por ambos partidos? ¿Pasará a manos de un nuevo negocio privado?. El tiempo nos dará la respuesta, porque hasta ahora el Partido Popular dá la callada por respuesta.

No son prejuicios lo que nos hacen desconfiar al Grupo Municipal Socialista de Tres Cantos, sino que nos basamos en hechos consumados, como hemos presentado en este escrito. Por eso llamamos a las cosas por su nombre, decimos las verdades del barquero aquí y ahora, manifestando que no nos fiamos porque no es la primera ni la segunda vez que los mencionados partidos favorecen la educación privada-concertada frente a la pública que, una vez más, vamos a defender nosotros, pese a quién pese. No estamos dispuestos a que se perjudiquen los intereses generales de los tricantinos para favorecer intereses privados con recursos municipales. Por eso debe quedar meridianamente claro que estamos dispuestos a hacer todo lo que esté en nuestras manos para impedir que se construyan más centros de enseñanza privados o concertados en Tres Cantos mientras no vean la luz el cuarto Instituto de Enseñanza Secundaria público, al igual que el décimo colegio de Educación Infantil, también público, por supuesto.

Grupo Municipal Socialista de Tres Cantos