Vicente López
  • Facebook
  • Twitter

Vicente López
Concejal del GMS

Durante el pasado pleno municipal celebrado en septiembre, en el turno de preguntas de los vecinos, uno de ellos se dirigió al Grupo Municipal de Ciudadanos y les realizó la siguiente pregunta:« ¿Hasta cuándo van a dar soporte al alcalde?» No pedía la caída del gobierno local del PP, sino la del alcalde Jesús Moreno. Su argumentación se apoyaba en la prometida regeneración democrática que abandera Ciudadanos.

Este vecino esgrimió algo que ya denuncié en estas mismas páginas el mes pasado. Algo que cualquier persona con un mínimo de objetividad entenderá. Algo que, a todas luces, roza la desfachatez. Cuestionaba la integridad moral de nuestro regidor, entre otras cosas.

En el anterior mandato (2011-2015), con 13 concejales liberados, mantenían más de 25 cargos de confianza con un coste anual de un millón de euros del bolsillo de usted y del mío. Los grupos de la oposición y los propios vecinos plantearon reiteradamente la cuestión del abultado e innecesario número existente de cargos. El alcalde, con voz firme, siempre contestaba lo mismo: son imprescindibles para el buen funcionamiento de nuestro municipio.

En el presente mandato (2015-2019), con 8 concejales liberados, tiene tres cargos de confianza con un importantísimo ahorro para su bolsillo y el mío. Y el funcionamiento municipal no se ha visto mermado de ninguna manera gracias, como ya apunté, al buen trabajo de los funcionarios públicos.

Y es, llegados a este punto, cuando se plantea el dilema para Ciudadanos: ¿regeneración democrática? Es evidente que Jesús Moreno nos ha engañado, que ha utilizado los recursos públicos para crear una oficina de empleo paralela reservada exclusivamente a conocidos y amigos, que no ha gestionado el ayuntamiento con el cuidado que se le exige a un servidor del pueblo y ha derrochado nuestros recursos económicos en el cuatrienio más duro de recortes y de crisis que ha vivido nuestro país recientemente.

«¿Se puede mantener el apoyo a un alcalde así?» Esa era la pregunta que lanzó el vecino al corazón del Grupo Municipal de Ciudadanos y al de los tricantinos.

Nosotros, los Socialistas de Tres Cantos, llevábamos mucho tiempo denunciando esa situación. Bien es cierto que nos hallamos ante un nuevo mandato y que debemos mirar al futuro. Pero no es menos cierto que existen acciones en el comportamiento de nuestro regidor que lo inhabilitan moral y éticamente para desempeñar su cargo: haber gastado 4 millones de euros en sueldos innecesarios como el transcurso de este mandato sin el cheque en blanco de la mayoría absoluta viene demostrando.

Vicente López López

Concejal del Grupo Socialista

de Tres Cantos